Risotto de Pollo

  • Receta de Risotto

  • Risotto de Gambas

  • Risotto de Champiñones

  • Risotto de Pollo

  • Risotto de Salmón



  • "Risotto de Pollo"

    Receta de Risotto de Pollo


    Aquí os dejamos esta receta de risotto de pollo, una variante de la receta tradicional que seguro os va a encantar. El pollo hace que esta receta sea más completa y sabrosa. Te detallamos como hacerla paso a paso.

    Ingredientes:

    - Pollo, 325 gramos
    - Arroz, 325 gramos
    - Queso parmesano, 125 gramos
    - Un pimiento verde y una cebolla fresca
    - Dos dientes de ajo
    - Caldo de pollo, entre litro y medio y dos litros
    - Vino blanco, un vaso


    Preparación:

    Esta receta que os traemos a continuación es una de las preferidas por nosotros para comer en familia, porque es una forma diferente de comer un rico arroz con pollo, que se prepara de forma sencilla y que no necesita emplear ingredientes que no se suelen tener en la cocina habitualmente.

    Vamos a empezar con el pollo, ya que lo tenemos que trocear en trozos no muy grandes. Nosotros empleamos pechuga para la receta, pero podréis usar cualquier otra parte que os guste. Una vez que lo tengas troceado y lavado, apártalo para más tarde. Lava y trocea el pimiento, la cebolla y los dientes de ajo.

    Pondremos a sofreír en una sartén con aceite de oliva los ajos, la cebolla y el pimiento, junto a un puñado de sal, y esperamos a que esté todo un poco pochado. Agregamos entonces los trozos de pollo, previamente salpimentados, y los doraremos durante unos minutos junto a los ingredientes anteriores. Mientras tanto, ponemos una olla con el caldo de pollo a calentar.

    Una vez tengas el pollo bien dorado por todos lados, añadiremos el vino y dejaremos que se consuma. Remueve bien mientras para que el pollo vaya cogiendo el sabor. Y cuando se consuma el vino, añade el arroz, para cocinarlo dos o tres minutos, hasta que comience a ponerse casi transparente. Echaremos entonces el caldo de pollo poco a poco, no de golpe, y cuando se consuma, seguiremos echando otro poco, así hasta consumirlo al completo. Es importante que esté caliente para que no baje la temperatura de la cocción del arroz.

    Una vez que hayas consumido todo el caldo de pollo, para lo que necesitarás unos 35-40 minutos más o menos, el arroz debe estar tierno y cremoso. Rallamos entonces el queso parmesano por encima y removemos para que se mezcle bien. Aparta en los platos para consumir sin dejar pasar demasiado tiempo, ya que hay que comerlo recién hecho.